Diccionario de los errores más comunes en marketing online

"Hosting", "dominio", "fee", "desarrollo", "programación", "html", "app", "posicionamiento" y "consultoría" son algunas de las palabras más prostituidas del sector.

Advertencia: información puntillosa a continuación.

La semana pasada estuve como expositor en una feria de marketing online y comercio electrónico. Eso significa que pasé 21 horas de pie, a lo largo de dos días, contestando preguntas de lo más variopinto. Dejar por escrito las respuestas a las preguntas que contesté más de una decena de veces y aclarar los malentendidos más repetidos es un ejercicio de desintoxicación mental que con algo de suerte servirá para que la feria del año que viene sea un poco más fácil.

Así que, querido lector, por si lo que cuento a continuación te parece una obviedad, pido tu comprensión.

¿Qué es el marketing?

Si preguntas a cien personas qué es el marketing recibirás cien respuestas diferentes, yo me quedo con la de Peter Drucker:

“El objetivo del marketing es hacer innecesaria la tarea del vendedor porque se conoce y comprende tan bien al cliente que el producto o servicio se adapta perfectamente a él y se vende por sí solo.”

En cualquier caso, “marketing” es un anglicismo que se traduce como mercadotecnia, término que la Real Academia define como “Conjunto de principios y prácticas que buscan el aumento del comercio, especialmente de la demanda.” Marketing no es lo mismo que publicidad, y mucho menos es lo mismo que ventas. Es más correcto referirse al marketing como la disciplina que estudia los gustos y comportamiento del mercado.

El propio término “marketing online” no me gusta demasiado, en la mayoría de las ocasiones es mucho más adecuado hablar de “publicidad digital”.

Alojamiento, hosting y dominio

Hosting y alojamiento son lo mismo, el lugar donde se guarda tu sitio web. Tu sitio web está formado por archivos que se almacenan en un ordenador. Ese ordenador es el servidor de hosting o alojamiento.

El dominio es la dirección de la página principal de un sitio web, y se contrata con un registrador. El nombre de dominio de este blog es “mongemalo.es”.

Dominio y alojamiento son cosas distintas y pueden estar contratados con empresas distintas.

Tus emails corporativos también se almacenan en un servidor, ese servidor no tiene por qué ser el mismo que contiene tu sitio web. Puedes tener el dominio contratado con una compañía, el alojamiento con otra, el email con otra, y que todo funcione bajo el mismo nombre de dominio.

Fee: ni es una comisión, ni es mensual

La traducción de fee” es “tarifa” u “honorarios”. No cambia nada en el significado de una frase si dices tarifa en lugar de fee. Y una tarifa es el precio que se paga a cambio de un bien o servicio. Punto. Sin embargo, cada vez que lo oigo se refiere a una cosa distinta.

Fee no significa tarifa mensual. Una tarifa no es recurrente de por sí, así que si quieres usar un anglicismo para referirte a una tarifa mensual tendrás que decir “monthly fee“. Fee tampoco significa comisión, una comisión es el porcentaje sobre el precio de un producto o servicio que un agente percibe por la venta de dicho producto o servicio.

Desarrollo web significa programación

En el contexto informático, desarrollo es sinónimo de programación. Cuando se habla de desarrollo o desarrolladores web no se está hablado de evolución o crecimiento, sino de programación.

El HTML y el CSS no son lenguajes de programación

En HTML y CSS se codifica o maqueta, pero no se programa. Programar y maquetar son cosas distintas. PHP, JavaScript, Java o Ruby sí son lenguajes de programación, y se suelen usar para generar archivos HTML y CSS.

HTML5 y CSS3

De vez en cuando alguien me pregunta si hacemos webs en HTML5 y/o CSS3. Si existe otra forma yo no me he enterado.

El HTML es un estándar internacional que dice cómo debe codificarse una web. El CSS es otro estándar para establecer el diseño de una web. La evolución de la tecnología hace que con el paso del tiempo se añadan o eliminen funcionalidades al margen de los estándares establecidos. Cada cierto tiempo, el W3C, organismo encargado de la elaboración de estos estándares, publica una nueva versión.

Para cuando se publica una nueva versión, cualquier desarrollador o maquetador web ya utiliza la mayoría de novedades de la nueva versión.

Además, aunque las nuevas versiones de HTMLCSS permiten hacer ciertas cosas de manera más eficiente, su uso es inapreciable por el usuario final y las versiones anteriores siguen funcionando igual.

Sitio y página web

Página web es cada uno de los documentos individuales que forman un sitio web. El artículo que estás leyendo es una página web del sitio web “mongemalo.es”.

Newsletter y email marketing

La traducción castellana de newsletter es “circular”, y según la Real Academia una circular es cada una de las cartas dirigidas a diversas personas para darles conocimiento de algo. Es decir, cuando envías un email masivo envías una newsletter, independientemente de lo mucho o lo poco comercial que sea su contenido. Así, es rara la ocasión en la que se pueda hacer distinción entre “newsletter” y “email marketing”.

Por cierto, newsletter se pronuncia algo así como /niusleter/ (no hay ninguna ‘i’ entre la ‘e’ y la ‘t’).

App

Una app es una aplicación informática, un software, un programa informático. Todo es lo mismo, independientemente de si se ejecuta en un móvil, en tu ordenador o vía web (Facebook o Gmail, por ejemplo, son aplicaciones web).

Una app móvil es una aplicación para móvil. Por cierto, app es una abreviatura, no unas siglas, así que se pronuncia ‘app‘, no ‘A-P-P’.

Posicionamiento, SEO, SEM

SEO y SEM son dos cosas distintas. SEO es el conjunto de técnicas que persiguen conseguir que una página web aparezca entre los primeros resultados de un buscador cuando los usuarios busquen determinadas palabras. El SEM o marketing en buscadores es un modelo de publicidad de Pago Por Clic (PPC). Si quieres saber más lee ¿Qué es el posicionamiento en buscadores (SEO y SEM)? Conceptos para principiantes.

Desconfía de cualquier empresa que incluya, como parte de sus servicios, “SEO y SEM“, así, todo junto como parte de una misma frase.

Consultoría: lo significa todo y no significa nada

La Real Academia define al consultor como la persona experta en una materia sobre la que asesora profesionalmente. ¿Cómo algo tan sencillo puede dar lugar a tantas interpretaciones?

La definición no habla de ningún sector en particular. ¿Asesoras profesionalmente? Eres un consultor, así de fácil. Tampoco está acotada la forma en la que se ejecuta el servicio. Da igual si la consultoría se aplica en forma de formación, ejecutando una solución tecnológica o hablando con el cliente.

Si eres de los que dicen que se dedica a la consultoría no estás diciendo nada, y si crees que entiendes en qué consiste el trabajo de alguien que te ha dicho que se dedica a la consultoría, pregúntale de nuevo, seguramente no estéis de acuerdo en qué consiste ese trabajo. No te imaginas la cantidad cosas a las que la gente cree que me dedico por que mi empresa tenga el apellido “consulting“.

Y hasta aquí la paliza de hoy.

Comenta

Todos los campos son obligatorios: